Texto: Miguel Olvera

Hace un año conocí a dos bandas que sin lugar a dudas cambiaron mi vida. A diferencia de lo que el título de este texto podría indicar, uno de esos proyectos no es el quinteto argentino que morimos ver este próximo 24 de mayo. No, hablo de dos bandas que nacieron aquí mismo, en Ciudad Paste: Wallabies y Déviles Visuales.

Aunque ya había escuchado hablar de ellos nunca me había dado el tiempo de escucharlos en vivo. Sin embargo, aún recuerdo la emoción de Pato –amigo y cómplice de todos estos desmadres– cuando me contó sobre la presentación del EP “En Picada” de Wallabies. Los momentos más memorables: Los Déviles tocaron la canción de “La Vaca y El Pollito” y Gerardo, vocalista de Wallabies, por primera vez cantó con full band esa hermosa canción llamada “Azul”.

Tenía que saber de qué se trataba todo eso.

Pero para mi sorpresa, antes de que yo pudiera verlos en vivo, ambas bandas asistieron unos meses después al show debut de Berlinos, grupo donde toco la guitarra y escribo cuando las cosas no están tan bien. Al terminar el concierto se acercaron cada uno de ellos a felicitarnos y a darnos consejos como si nos conociéramos de años.

¿Por qué estas bandas que llevan años en la escena local se interesaban en unos desconocidos con apenas un video en YouTube?

La razón: Wallabies y Déviles Visuales viven para la escena. Nunca vas a ir a un toquín sin encontrarte con Gerardo, Jaime, Yair o Rocko apoyando a las bandas de la ciudad.

Eventos como el Paraíso Fest Vol. II –organizado bajo el sello de calidad que Two Buffalo imprime en cada detalle– me hicieron creyente de este movimiento que lleva gestándose por bastante tiempo en Pachuca. Conciertos que por momentos se desbordan de personas, hechos por amigos, con las bandas más diversas y talentosas que he visto en mi vida.

Sr Sombreros, Duende Tepo, Seres, Sala 11, Balter Club, Apestoso Love, Vandertramp, Last Videotape, Hidalgo Brothers, Crisis de Placer, ACTY, The Weird, etc. La lista de agrupaciones abriéndose paso y generando espacios a través de la camaradería y la autogestión sigue creciendo día con día.

Es por eso que cuando Mervin y Daniel de Planisferio me invitaron a escribir un texto sobre el concierto de este viernes no puedo dejar de mencionarlos. Porque sin todos ellos no podría haber traído a la banda que no sólo cambió mi vida, sino que también la salvó.

Al hablar de Las Ligas Menores el corazón se me hace chiquito. Las melodías de Anabella Cartolano y compañía han estado conmigo una y otra vez en esta transición hacia la vida adulta con sus victorias y derrotas.

El grupo formado en al año 2011 fue cobijado casi de inmediato por el sello encabezado por Santiago de Él mató a un policía motorizado: Discos Laptra.

El colectivo artístico cuenta con algunos de los proyectos más interesantes del denominado nuevo rock argentino que se encuentra girando por el mundo.

Bestia Bebé, 107 Faunos, Antolín y la mítica banda española, Hidrogenesse, son algunos de los actos que forman parte de esta iniciativa.

De entre todas estas bandas hice una conexión especial con las Ligas. Hay una especie de catarsis que sólo un grupo de músicos que se juega la vida con el corazón en la mano durante cada canción te puede ofrecer.

Encuentro en su sinceridad al hablar de la vida cotidiana su mayor virtud. Sus canciones transforman en arte los dolores más comunes de la vida como crecer, perder y seguir adelante. Hacen que encuentres tierra firme entre los desencuentros que tienes con la gente que más quieres.

Por lo tanto su ascenso meteórico del TopoFest a Coachella y más allá no es una coincidencia. La sencillez con la que sobrellevan una doble vida entre aspiraciones profesionales y artísticas logra conectar con cada persona que se tome un momento para escucharles.

Es así como la historia de este grupo de bandas de Pachuca y la de Las Ligas Menores se cruza esta semana. Detrás de esto sólo hay mucha pasión de gente que ha logrado traer durante el mes de mayo a los Nastys de España, Las Ligas de Argentina y Protistas de Chile por tan solo 150 pesos. Los precios más baratos de todo el país sin lugar a duda.

Y esto es solo posible cuando gente que ama lo que hace empieza a juntarse para formar algo más grande que ellos mismos.

No sé qué exista para el mañana. Ni siquiera sé si en unos años la gente se va a acordar de esto. Pero espero que todas las personas que asistan este viernes puedan compartir un poquito la victoria que significa este momento.

Nada más. Ni nada menos.

Las Ligas Menores se presentan este 24 de mayo en el May Forum. Las puertas se abren a las 8 de la noche y el costo de la entrada es de 100 pesos.

Puntos de venta: Espresso Central Revolución y Hostal Casa Viajero.

 

Comentarios

Comentarios