El Hombre Detrás de la Máscara, homenaje al Enmascarado de Plata.

 “Todo empezó cuando yo descubrí que el Santo era mi papá”.

El Hijo del Santo

En México la lucha libre es más que un deporte, es casi una religión que se ha practicado desde hace 80 años, en los que se ha generado un universo que raya en lo surrealista, un universo que ha generado una industria trascendental que va desde la generación de comics, series de televisión, hasta la producción de películas.

Rodolfo Guzmán Huerta luchador y deportista nacido en Tulancingo de Bravo, Hidalgo, ha sido uno de los personajes más representativos de la lucha libre profesional y durante muchos años fue la imagen que representó ante el mundo el misticismo que hay detrás de la lucha libre mexicana gracias a sus películas. Falleció el 5 de febrero de 1984 y nació el 23 de septiembre de 1917, él fue el quinto de siete hijos.

Los logros del hidalguense fueron muchos y de trascendente importancia en el deporte, se retiró en el año de 1982, dejando un legado que va más allá del tiempo y del espacio.

Varios fueron los elementos conceptuales que el cine de ciencia ficción y lucha libre vertieron sobre una filmografía que consta de 62 obras. El Enmascarado de Plata fue un icono del cine de ciencia ficción en México y el mundo. Un héroe nacional de carne y hueso cuyas aventuras fantásticas podías ver frente a la pantalla grande, lo mismo que sobre el ring, si asistías el fin de semana a la arena.

El séptimo arte encumbró en gran medida la figura mítica del Santo, y ahí radica la importancia de que este año se reestrene una obra documental sobre su vida, en la que el protagonista principal será su heredero El Hijo del Santo.

 

El Hombre Detrás de la Máscara es la ópera prima de la representante y esposa de El Hijo del Santo, Gabriela Obregón. Fue presentada en la onceava edición del Festival Internacional de Cine, de Morelia, ahí los espectadores vieron este trabajo que narra la vida del Hijo del Santo, en donde se muestran las historias dentro y fuera del ring.

Esta cinta se realizó en el año del 2013, encabezada por Obregón y el IMCINE, haciendo una profunda investigación y depuración de material cinematográfico y de video, que ayudaron a integrar toda la historia.

En una de sus columnas publicada en el diario El Gráfico, El Hijo del Santo destacó los diferentes sitios donde ha sido presentado este trabajo. El Binational Independent Film Festival en El Paso, Texas, el Hola México Film Festival de Los Angeles, California. También estuvo en el Mexican Film Tour de Salt Lake City. Fue parte del Festival de Cine de la Ciudad de Santa Ana California y en el Latino Film Series en Denver.

Apareció en la cartelera del Festival de Cine Latinoamericano y Caribeño de Margarita en la Isla Margarita, Venezuela, y en la del Festival Viva México en París.

El hombre detrás de la máscara viajó por muchos países como Perú, Finlandia, Bangladesh, Argentina y República Dominicana para finalmente estrenarse en México, en un circuito exclusivo de Cinemex, que durará sólo dos semanas.

La trascendencia de este esfuerzo es que pueda resucitar de alguna manera el cine de este género, se podrán apreciar mitos y verdades en toro a un ser humano, que durante varias décadas protagonizó esta dimensión.

El Enmascarado de Plata es sin duda un orgullo hidalguense que ha trascendido más allá de las fronteras, más allá de lo que hizo como legado en la lucha libre, y que sin duda seguirá circulando en nuestro universo.

Detrás del mito existió un ser humano, que vivió también momentos complicados, al resguardar su incógnita bajo una máscara. Nadie podía dar crédito a Rodolfo Guzmán como tal, debido a que naturalmente era la encarnación de ese gladiador, quien batalló en contra de seres monstruosos y criaturas llegadas del espacio exterior.

El 18 de octubre El Hijo del Santo celebra un aniversario más como gladiador profesional. Será esa misma fecha cuando se presente la obra en el cine nacional.

Comentarios

Comentarios