Con un sold out y un retraso que desesperó un poco al público, se llevó a cabo y con gran éxito la celebración del segundo aniversario de la productora/sello discográfico Tráfico, quienes durante este lapso de tiempo se han dedicado a llenar de beats las pistas de baile de la ciudad de México, además de aportar nueva música con varios lanzamientos de sus artistas. El cartel de la noche se antojaba espectacular y no fue para menos, el Venue fue un inmueble que funcionó como hotel hace varias décadas en plena avenida Reforma, evocando la estética de los primeros raves en los que se ocupaban edificios abandonados utilizándolos como discotecas para la ocasión. Tras el retraso para hacer soundcheck debido a los vuelos de artistas, arrancó la fiesta a manos de Juan Soto, una gran sorpresa para los que no estamos tan familiarizados con su música, house con toque francés acompañado por instrumentos en vivo, ganando en fuerza y presencia, tuvieron como invitada a Alejandra Moreno, colaboradora habitual de Discoruido, basándonos en la respuesta del público podríamos decir que les encantó.

IMG_7675

Mientras cambiaban el equipo del escenario aprovechamos para ir a la barra y encontramos a varios amigos, la gente estaba feliz, bailando, luciendo outfits estrafalarios y se sentía muy buena vibra en general. Zemmoa salió al escenario y se desató la locura, acompañada solo de dos bailarines ofreció una actuación compacta pero eficiente, terminando con sus hits, “Te enterraré el tacón” y “Lo que digan las perras” dedicada para sus enemigas y despidiéndose con un: “los dejo con su banda favorita”.

3

Hercules & Love Affair es una de las agrupaciones que recuperó la esencia de la música disco y el house en su primer disco homónimo editado por la DFA para después evolucionar, cambiar de formación y combinarlo con tintes minimal, electrónicos y ácidos. Regresaron a México después de presentarse en varios festivales como el Corona Capital, Trópico y Winter Beach, tan sólo hace un par de meses Andy Butler hizo un Dj set en el Mono, el amor de Hercules y México es recíproco y las ganas de disfrutar un show completo de la banda eran contenidas. En esta ocasión Andy se hizo acompañar por Mark Pistel, Gustaph y Rouge Mary quienes colaboraron en su último disco “The Feast of broken heart”, desde el principio la fiesta explotó, ya que su actuación está articulada como un dj set para bailar sin detenerse, completado por la energía de los dos vocalistas que se intercalaban versos y animaban a la gente, acompañados por visuales sincronizados, y Andy Butler en el mando de control lanzando los tracks, todo un espectáculo en donde el público también era protagonista con sus gritos y bailes.

7

El tracklist de Hercules fue una atinada combinación de piezas del nuevo disco con sus grandes hits como “My Offence”, “Painted eyes”, “My house”, en donde Rouge Mary aprovechó algunas partes de la letra cantando en español y obviamente la gente enloqueció, hasta desembocar en “Do you feel the same?” y una versión electrificada de “Blind” en donde la gente entregada a gritos y aplausos exigió una más, regresaron con “You Belong” a despedirse dejando al público satisfecho.

Ya de madrugada la fiesta siguió con Dromme y Don Alex Albert hasta que les quitaron el audio y así dio por terminada esta celebración de música y baile, la gente poco a poco empezó a abandonar el lugar con ropa sudada y sonrisas en el rostro.

Comentarios

Comentarios